Cancanilla de Málaga en la Cueva La Toná del Barco de Madrid

Cancanilla de Málaga a Juan Antonio Muñoz: Viva tú !!!, te voy a comprar una moto

por Norberto Dotor
de la Tertulia Flamenca El Parnaso
14 febrero 2014

Juan Ramírez (Presidente de la Peña y Cantaor), Cancanilla de Málaga (Cantaor y con la cabeza tapada porque empezaba a llover), servidor de ustedes, Juan A. Muñoz (gran guitarrista y buen amigo) y Carmen Saez Honrubia (gran amiga y aficionada impenitente). La fotografía la hizo Paco Gonzalez (miembro de la Junta directiva de la Peña). En la puerta del local de La Toná de la calle del Barco, donde se celebró el recital.

Juan Ramírez (Presidente de la Peña y Cantaor), Cancanilla de Málaga (Cantaor y con la cabeza tapada porque empezaba a llover), servidor de ustedes, Juan A. Muñoz (gran guitarrista y buen amigo) y Carmen Saez Honrubia (gran amiga y aficionada impenitente). La fotografía la hizo Paco Gonzalez (miembro de la Junta directiva de la Peña). En la puerta del local de La Toná de la calle del Barco, donde se celebró el recital.

Amigos, lo de anoche, en la Cueva La Toná del Barco de Madrid, fue, simplemente, para vivirlo.
Si las peñas flamencas no existieran, habría que inventarlas porque es, en contextos como el que desde ellas se propician, donde se puede vivir, de verdad, lo que en esencia es el Arte Flamenco.
Cuando un bien nutrido grupo de socios y amigos se reúnen en torno a un tocaor inspirado y cabalmente consciente de que está ejerciendo los tiempos de la liturgia para el cante, y cuando un cantaor oficia desde la sabiduría, y con el corazón, la única verdad ritual que en el cante es posible, entonces es, y solo en esa conjunción de circunstancias, cuando la verdadera taumaturgia de lo jondo tiene lugar y aparecen los duendes, esos seres, tantas veces invocados, caprichosos y reticentes, a constatar, públicamente, su existencia.

No ha lugar de hacer una exhaustiva narración de lo acaecido en el recital de anoche con Cancanilla de Málaga y Juan Antonio Muñoz en el… recital ? concierto ? Clase Magistral ?, yo qué sé, que si sé, porque lo que si sé es que esa entrañable e intima Cueva de la calle del Barco, anoche, se convirtió en la antesala del Aula Magna del Flamenco eterno y verdadero, el que genera piña en forma de peña, el que aglutina emociones y, en definitiva, ese flamenco que nos ayuda a mejor entender el mundo, la vida y hasta sus circunstancias.

Termino, se hicieron soleares, tientos, emotivas siguirillas al gusto de la casa que se ramataron con la de cambio de María Borrico, bulerías con derroche dosificado y contenido de compás, malagueñas de Chacón y Enrique El Mellizo, Serrana y Toná Liviana, fandangos aromatizados y engrandecidos, sin medida, generosamente, tanto que el delirio le llevó al cantaor a sonar por soleá en uno de los tercios (ojo, no confundir con el fandango por soleá)…

Organización: Paco Del Pozo Asociación, osea, la Peña Flamenca del cantaor, sí, éste de Madrid.

Video: Casa Patas, Flamenco en vivo 137 – Cancanilla de Málaga con la guitarra de Juan Antonio Muñoz

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Madrid y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s